Safari fotográfico en África, siente la llamada de la selva

· 27 octubre, 2013

¿Quién ha visto Memorias de África, Tarzán o El Rey León (con el famoso “Hakuna Matata”) y no se ha quedado enamorado de ese hermoso continente? Los paisajes de África son auténticas estampas de película, por su fauna salvaje, tribus y puestas de sol maravillosas.

Hacer un safari fotográfico en África es una de las más extraordinarias experiencias que se pueden vivir. Aunque los animales son salvajes, están acostumbrados a ver pasar los coches por su lado con turistas dentro, por eso hacer este tipo de viaje no es peligroso.

Safari fotográfico en África: consejos

Lo primero que tenemos que hacer es contratar el safari con alguien que conozca muy bien los lugares que vamos a visitar y tenerlo todo bien organizado. Es más interesante viajar con un reducido grupo de gente que con grandes masas.

Elegir bien la época del año en la que queremos viajar, pues hay destinos que no son nada recomendables en según la época del año, bien porque no hay muchos animales o por el estado de las carreteras.

– Tener muy clara la ruta que se va a realizar, para que sea un buen safari tiene que estar bien optimizado el tiempo y el coste.

– Saber exactamente qué es lo que queremos hacer o ver, si preferimos paisajes o ver determinados animales, si queremos visitar alguna tribu o un poco de todo.

– La mejor opción para moverse por las reserva y poder fotografiar son los coches también llamados game drives.

Tipos de alojamiento de un safari

Para un safari fotográfico en África podemos encontrar gran variedad de alojamientos, desde los más lujosos hasta los más sencillos, una muestra de ello son los siguientes:

– Las Fincas: es la manera más lujosa de alojamiento, son abundantes es Sudáfrica, Namibia, Bostwana y Kenia.

Disponen de todas las comodidades y detalles más espectaculares. Además, ofrecen excursiones que por regla general no se pueden hacer en Parques Nacionales, como paseos en elefante, rafting, canoa o vuelos en helicóptero.

– Tented Camps: es un tipo de camping pero con grandes tiendas que están totalmente equipadas con camas, baño, luz y otras comodidades. Los hay más sencillos y más lujosos.

– Lodges es otro tipo de alojamiento construido de madera, piedra o ladrillo. Puede estar formado por un edificio principal o por varios alojamientos, como bungalow, casitas pareadas o diversas habitaciones.

– El camping son tiendas de campaña con una cama y demás infraestructuras (como los baños). Son muy comunes y es la manera más económica pero con menos comodidades de alojarse en un safari.

– Los campamentos móviles es el alojamiento más característico de los safaris y el mejor por la relación calidad-precio. Se trata de un campamento montado por el grupo con el que vamos y en un lugar específico, contando con toda la infraestructura de un alojamiento como cama, muebles, cuarto de baño, etc.

Algunos lugares para fotografiar

– Reserva Masai Mara en Kenia es el lugar donde habita la tribu de los masai. Sería interesante ir entre los meses de julio y octubre que es cuando los ñu salvajes realizan su emigración.

– En la Reserva de Bostwana es donde hay una de las concentraciones de fauna más grande del planeta.

– Parque Nacional del Serengueti se trata de una extensa sabana donde sí que podemos decir que el león es el “rey de la selva”.

Y en el Parque Kruger se pueden apreciar a los Cinco Grandes: leopardo, león, rinoceronte, búfalo y elefante.

Imágenes cortesía de Samuel Globus, Andrew Weinstein,Carlos Reis y Xavi Talleda.