Descubramos Newcastle, una de las principales ciudades de Australia

· 30 septiembre, 2015

Australia es uno de esos países que te cautiva de manera inmediata por su entorno indómito pero a la vez elegante y sofisticado. Recorriendo cada uno de sus rincones, nos encontramos con Newcastle, un destino recio y hermoso considerado como una de las principales ciudades de Australia ¿te animas a conocerla junto a nosotros? ¡Esperamos que sí!

Conozcamos un poco más acerca de Newcastle

Newcastle 2
Autor: Tim J Keegan

Recorriendo la hermosa costa suroriental de Australia, en el estado de Nueva Gales del Sur, nos encontramos con la fantástica ciudad de Newcastle.

Ubicada a menos de 200 kilómetros de distancia de la ciudad más famosa del país –Sidneyestá rodeada de la modernidad que caracteriza a esta nación.

Considerada como la segunda urbe más antigua de Australia, dispone de un panorama irrepetible e inmejorable. Playas, edificios antiguos y modernos crean una combinación perfecta para brindarte una experiencia inolvidable.

¿Cómo podemos disfrutar a Newcastle, de las más importantes ciudades de Australia?

Newcastle 3
Autor: Tim J Keegan

Cientos de experiencias gratificantes podrás tener en Newcastle, cualquier cosa que hagas aquí, por muy insignificante que parezca, seguramente te brindará una sensación irrepetible. Veamos algunas de las cosas imperdibles por hacer y vivir en una de las primarias ciudades de Australia:

  • El Parque Anzac Memorial: un recorrido fuera de serie.
  • Unas jornadas de máxima adrenalina surfeando.
  • Los mejores días de playas y los baños oceánicos: serán insuperables.

Disfrutemos al máximo estas gratas experiencias.

El Parque Anzac Memorial

Newcastle 4
Autor: Tim J Keegan

Indagando sobre las maravillas de Newcastle, una de las ciudades de Australia más relevantes, nos topamos con un parque digno de admiración y es el Anzac Memorial. Construido en conmemoración del aniversario número 100 del ejército conjunto de Australia y Nueva Zelanda (Anzac), es un proyecto colosal hecho realidad.

Su instalación más resaltante es el paseo por el acantilado  –de más de 160 metros de altura–, el cual se extiende por más de 450 metros, y el hermoso mirador desde el cual tendrás el panorama más increíble de toda la ciudad y sus alrededores, que lo hacen un lugar perfecto para caminar, hacer ejercicio y olvidarte del día a día.

Uno de sus adornos más llamativos y conmovedores son las placas que contienen las inscripciones de los nombres de los soldados que participaron en las guerras mundiales.

Una gran dosis de adrenalina surfeando en las playas de Newcastle

Newcastle 6
Autor: Tim J Keegan

Para nadie es un secreto lo salvaje de las aguas que rodean las costas australianas y las de Newcastle no son la excepción. Por eso, es uno de los lugares favoritos de los propios y extraños adictos a la adrenalina que generar el cabalgar las olas en una tabla de surf.

Algunos de los lugares principales para practicar este deporte y otras disciplinas acuáticas son las playas de los suburbios de Merewether, un lugar salvaje pero hermoso al mismo tiempo que seguramente te brindará momentos indómitos e imborrables.

Los mejores días de playas y los baños oceánicos

Newcastle 5
Autor: Tim J Keegan

Las costas que rodean Newcastle son destinos fantásticos llenos de una hermosa naturaleza playera, por eso, no puedes visitar este destino sin disfrutar de largas jornadas de sol, agua y arena.

Algunos de los destinos más renombrado son: la playa Nobbys, hermosa y perfecta para quienes aman nadar o simplemente quedarse en la orilla; la playa Bar: familiar por excelencia ya que los niños encuentran la atención y diversión que requieren; o la playa Herradura: un sitio destinado a las mascotas y sus dueños.

Por último, los baños oceánicos son considerados un ícono de esta ciudad, ya que son un especie de piscinas construidas en el mar en la que podrás tomar baños más que relajantes.

Como vemos, Newcastle es considerada como una de las ciudades de Australia más importantes y al mismo tiempo un destino para disfrutar al máximo la naturaleza indómita.

Imágenes cortesía de: Tim J Keegan.