4 monumentos de Francia emblemáticos

· 8 diciembre, 2017

Acompáñanos y disfruta los emblemáticos monumentos de Francia, dignas referencias de la nación que nos roban la atención. ¡Te encantarán!

Algunos de los extraordinarios monumentos de Francia

Primeramente, Francia es uno de esos países reconocidos a nivel mundial por su exquisitez, refinamiento, historias, bellezas naturales y arquitectónicas.

Monumentos de francia 2
Autor: Dineshraj Goomany

Además, la pasión que le ponen a todo es de tal magnitud que siempre resaltan y dan de qué hablar.

Entonces, visitemos los monumentos de Francia que millones de personas reconocen en cualquier parte del mundo:

1. La Torre Eiffel en París

Cuando nombramos los monumentos de Francia cuál se te viene a la mente. Seguramente la Torre Eiffel es el primero.

Torre eiffel
Autor: Yann Caradec

Actualmente, esta torre es el símbolo más reconocido a nivel mundial del amor, romanticismo, pasión, belleza y grandes obras arquitectónicas.

Entonces, posarte ante su imponencia, disfrutar de sus paisajes y subirte a ella no tienen comparación.

Disfruta de:

  • Las vistas desde el atrio: posarte bajo la imponente torre será una experiencia abrumadora. Los más de 300 metros de altura de este monumento, aunado a su robustez y belleza será una imagen inolvidable.
  • La primera planta: con suelos de cristal te dejará estupefacto, pues la adrenalina correrá por la sensación de vacío. Además, desde aquí hay unas vistas hermosas de París. La combinación perfecta entre aventura y paisajismo.
  • La segunda planta: desde aquí, el Louvre, la Catedral de Notre Dame y el Grand Palais se adueñan del panorama. Pero eso no es todo, también podrás degustar exquisitas comidas en el restaurante o llevarte un recuerdo de las tiendas.
  • La cima: ascensores de cristal te llevarán a más de 270 metros de altura para ver París como nunca antes. Disfruta de la tranquilidad, el romanticismo y una buena copa de campaña y piérdete en el horizonte.

2. El Palacio de Versalles

Considerado como uno de los máximos iconos de los palacios europeos, el Palacio de Versalles te robará el aliento.

Palacio de versalles
Autor: Marty B

En realidad, su opulencia, ostentosidad, grandeza e imponencia no tienen comparación. Pósate delante y te enamorarás por siempre.

Como resultado de sus más de 300 años como residencia real, no se escatimó en nada para esta joya.

Descubre:

  • Los jardines: con más de 800 hectáreas de jardines exquisitamente adornados y cuidados, fuentes y esculturas no lo creerás. El Gran Trianón, el palacio de mármol rosa o las fuentes que van al ritmo de la música te fascinarán.
  • El palacio: seguro te preguntarás cómo es posible tanta belleza y opulencia, pues no pienses en eso y disfrútalo. Caminar por sus estancias te robará un suspiro muchas veces, ya que el nivel de lujo y detalle son incomparables. El Salón de los Espejos es el predilecto, casi 400 espejos y el color dorado te dejarán un recuerdo imborrable.

3. El Museo Louvre en París

Seguramente no existe otro museo en el mudo como el Louvre, ya que las sensaciones que genera son increíbles.

Museo louvre
Autor: Sam Amil

Actualmente es otro de los monumentos de Francia imperdibles, pues combina modernidad, arte e historia de forma perfecta.

Asimismo, las piezas de arqueología y su exposición de más de 460.000 obras lo hacen único. No te pierdas:

  • Piezas de civilizaciones antiguas: de casi 5 milenios, de la époco de los romanos, egipcios, griegos, entre otros que se encuentran representados en esta colección.
  • Las obras reconocidas: Monalisa o la Venus de Milo son parte de la colección, ¡dos piezas invaluables!
  • Caminar por su plaza: recorrer las afueras del palacio de Louvre, sacarte fotos en su pirámide de cristal será genial.

4. El Castillo de Chenonceau en Chenonceaux

Finalmente, no podemos terminar este recorrido por los monumentos de Francia más emblemáticos sin visitar el Castillo de Chenonceau.

Castillo de chenonceau
Autor: Dennis Jarvis

Actualmente, forma parte de los llamados “Castillos del Loira” y es uno de los ejemplares más exquisitos y atractivos.

Asimismo, su estilo renacentista exquisito, el río que lo soporta y el panorama crean una obra de arte única.

Disfruta:

  • El panorama: construido sobre el río Cher, parece un castillo de cuentos de hadas.
    Asimismo, sus preciosos jardines, lo hacen un sitio en el que te querrás perder.
    Por eso y muchas cosas más está considerado el segundo castillo más visitado de Francia.
  • Su colección: mobiliario antiguo y tapices del siglo XIX muestran su máximo esplendor en el interior de este exquisito palacio.
Imágenes cortesía de: Travelbusy.com, Dineshraj Goomany, Yann Caradec, Marty B, soomness y Dennis Jarvis.