La Gran Muralla China

· 17 septiembre, 2013

Gran Muralla China fue un antiguo proyecto de defensa gigantesco. Es una de las mayores tareas de construcción terminadas del mundo y es una de las maravillas del mundo.

La Gran Muralla China se abre paso hacia el oeste por encima del vasto territorio de China a partir de la orilla del río Yalu y termina a los pies del nevado Qilianshan y las montañas Tianshan. Los chinos lo llaman el Muro de 10.000 li. Gracias a los astronautas que han ido al espacio se ha podido constatar que, de todos los proyectos creados por el hombre, la Gran Muralla China es el que mejor se puede observar desde el espacio.

¿Dónde se encuentra la Gran Muralla China?

La Gran Muralla se inicia desde Shanghai pasa por la costa de la provincia de Hebei llegando al paso de Jiayu en la provincia de Gansu. La gran muralla pasa a través de 15 provincias de China, Tianjin, Qinghai, Shandong y Mongolia Interior, etc.

¿Cuán larga es la Gran Muralla China? ¿Quién la construyó?

Según la Administración Estatal de Patrimonio Cultural y la Dirección Nacional de Topografía y Cartografía de la Agencia en 2009, los últimos datos de la longitud de la Gran Muralla son de 8.851,8 kilómetros, que son 2.000 kilómetros más de los datos anteriores. Según los registros, el emperador Qin Shi Huang ordenó a millones de personas construir la Gran Muralla, incluidos los trabajadores, soldados y esclavos, también se usó la mano de obra animal para su construcción. La construcción se llevó a cabo desde el temprano siglo VII a. C.

Algunos consejos para visitar la Gran Muralla China

En primer lugar deberemos elegir la mejor época para visitar la Gran Muralla China. En Beijing, todas las secciones del muro están abiertas en todo el año. Sin embargo, los meses ideales para visitar la muralla son en primavera, verano y otoño: finales de marzo, abril, mayo, junio, septiembre, octubre y principios de noviembre.

Si decides ir en veranos es necesario estar listos para la prevención de golpe de calor, así que se recomienda llevar gafas de sol, protector solar, sombrero y agua. Por otra parte, si piensas visitarla en invierno, el clima es realmente frío desde diciembre, enero y principios de febrero, por lo que se recomienda vestir sombrero de invierno, calentadores del oído, guantes, bufandas, chaquetas calientes y los accesorios de invierno.

En segundo lugar, es importante evadir los fines de semana o los días festivos. Lo ideal es visitar el muro entre semana. El problema de acudir los fines de semana o festivos es que hay una enorme afluencia de gente por lo que todo se hace más tardado además de que suele ser difícil sacar fotos.

Imágenes cortesía de Christian Van Der Henst.