Descubre la curiosa historia del célebre Obelisco de la Plaza de San Pedro del Vaticano

· 7 julio, 2016

Hoy vamos a visitar uno de los obeliscos más famosos y emblemáticos del mundo, especialmente por ser protagonista de una de las plazas más reconocidas e importantes para la cristiandad, como es la Plaza de San Pedro, en la ciudad estado del Vaticano.

Resulta curiosa la historia de este célebre obelisco y cómo acabó en dicho lugar, sobre todo por tratarse de un elemento de otra cultura y religión que pasó a ser parte de uno de los lugares más sagrados y grandiosos para el cristianismo. Por ello, a continuación te invitamos a descubrir las leyendas y vicisitudes que rodean a este colosal monumento.

Historia del Obelisco del Vaticano

obelisco de la plaza del vaticano 2
Autor:

El obelisco u óbelo es un elemento arquitectónico cuyo nombre proviene del griego y significa aguja o espeto. El obelisco en cuestión del que nos ocupamos hoy se cree que formó parte de algún templo de la ciudad de Heliópolis y construido posiblemente por faraones de la V dinastía.

Fue trasladado a la ciudad de Alejandría por orden del emperador Octavio, alrededor del año 30 a.C. Posteriormente el emperador Calígula hizo que lo trasladaran de Egipto a Roma en barco en el año 40 d.C, con el objetivo de adornar uno de sus circos que estaba dedicado al dios Sol y a sus antecesores, los emperadores Augusto y Tiberio. El obelisco ocuparía la posición central del recinto.

obelisco de la plaza del vaticano 3
Autor: Marcos de Madariaga

Fue en el siglo XVI durante el papado de Sixto V cuando se decidió trasladar el obelisco que se conserva intacto desde el circo hasta el centro de la plaza porticada.

Para tan gran proyecto se confió en el arquitecto Doménico Fontana y tras un año de contundentes esfuerzos, en los que se emplearon más de 900 hombres, 75 caballos, multitud de poleas y cientos de metros de cuerda, consiguieron trasladarlo y levantarlo sin sufrir ningún daño y de una sola pieza a la posición central que ha ocupado y ha mantenido hasta hoy.

obelisco de la plaza del vaticano 4
Autor: daryl_mitchell

Hay que decir que el obelisco pesa 327 toneladas y está construido en granito rojo y no posee ningún tipo de jeroglífico.

Se halla apoyado sobre una base decorada con leones de bronce, su altura total hasta la cruz con la que se encuentra coronado es de 41 metros, siendo por ello el segundo más alto de Roma.

Las leyendas del Obelisco

obelisco de la plaza del vaticano 5
Autor: Sergio Morchon

Hay ciertas leyendas en torno a este famoso Obelisco de la Plaza de San Pedro del Vaticano, de las cuales vamos a hacer mención a dos de ellas:

  • Una hace referencia a uno de los posibles motivos por los que el imponente obelisco acabara como elemento central de la popular plaza. Pues hay expertos que consideran que muchos cristianos fueron martirizados en el antiguo circo a los pies de este monumento e incluso que el propio San Pedro fue crucificado al lado de éste.
  • Otra leyenda hacía referencia a que en una esfera de bronce con la que estaba coronado el obelisco en el circo, contenía los restos del célebre y desventurado Julio César. Pero cuando el obelisco fue trasladado en el año 1586 a su lugar actuar, se revisó dicho objeto sin hallar nada, por lo que el Papa Sixto V lo reemplazó por la cruz de broce que se ubica sobre una estrella, que presenciamos en la actualidad. En esta estrella se abrió una cavidad en el año 1740 para colocar en su interior ciertas reliquias. Por último en 1818 fueron instalados los leones que decoran la base.

Imágenes cortesía de Pierpaolo, Francesco Gasparetti, Marcos de Madariaga, daryl_mitchell y Sergio Morchon.