Las islas Maldivias, un paraíso terrenal

· 20 julio, 2013

Las islas Maldivias es un lugar de ensueño. Se trata de un conjunto de islas, situadas al sur de India, con increíbles playas de aguas cristalinas, con una temperatura más que agradable, hoteles de lujo, y una población de gran  amabilidad que hacen de este destino un lugar imperdible.

Este es uno de los destinos más exclusivos de todo el planeta, y algunos famosos del mundo del espectáculo eligen este paraíso de sol y playas para pasar sus vacaciones.

Oficialmente llamada República de las Maldivas, está situada al sureste de la India y la conforman unas 1200 islas de las cuales sólo 203 habitadas están habitadas.

Estas islas y sus playas de ensueño invitan al relax y al descanso, así como también ofrecen la posibilidad de practicar deportes acuáticos, pasear o disfrutar de las comodidades de los hoteles y resorts allí instalados.

Malé, capital de las islas Maldivas

Malé, capital de las islas Maldivas

Malé es la capital de las Maldivas, la ciudad está localizada en el sur del atolón Kaafu y es la sede del gobierno y el centro de comercial del país. A su aeropuerto llegan numerosos vuelos internacionales que taren a los turistas.

La isla capital de las Maldivas es una ciudad moderna con numerosos rascacielos, calles abarrotadas de autos y motocicletas, tiendas, mercados locales y parques. Existen también varios templos importantes como el Centro islámico – recordemos que estamos hablando de un país cuya pobladores profesan gran devoción por el Islam.

Esto no crea problemas para el viajero, pero se debe tener en cuenta que no se permite el nudismo en las playas y la venta de alcohol está limitada exclusivamente a las zonas para turistas.

Malé es el mejor ejemplo de la modernidad de las islas Maldivas, sin embargo, no posee playas, y por ello hay un marcado contraste entre la bulliciosa capital y la serenidad que caracteriza al resto de las islas.

Las playas

En las diferentes islas podremos disfrutar de las playas de arenas blancas y aguas color turquesa, así como practicar todo tipo de deportes acuáticos, como la natación, el esquí acuático, el piragüismo, el esquí acuático, o el buceo y el esnórquel.

Entre las islas se destaca, por ejemplo, Baros, situada en la zona norte del atolón de Malé. Alejada de todo ajetreo relacionado con la modernidad, la isla, rodeada de arrecifes de coral y con una hermosa costa bordeada de palmeras, parece salida de una postal.

Las aguas limpias y cristalinas de islas Maldivias y las zonas con amplios arrecifes de coral resultan sitios perfectos para la práctica del submarinismo. La riqueza submarina de estos atolones atrae a los amantes de submarinismo de todas partes del mundo.

Las Maldivas

Por su parte, la isla de Bandos, situada en el atolón de North Kaafu, es una gran opción si lo que se busca es relax y bellos paisajes con hermosas puestas de sol a la orilla del mar. Éste es un lugar ideal para aquellos que hacen su viaje de luna de miel o para una escapada romántica, ya que se encuentra completamente aislado del bullicio de la metrópoli.

Muchas otras islas esperan al viajero, con una infraestructura hotelera en continuo desarrollo.

Finalmente, señalar que, el paso del tsunami de 2004 fue devastador en Maldiva, provocó gran cantidad de muertos y parte de las islas fueran cubiertas por el mar. Esto puso sobre el tapete la preocupación por el cambio climático, ya que se teme que la subida del nivel del mar haga desparecer a estas islas. Téngase en cuenta que las islas Maldivas tiene un record particular: su altura máxima es de sólo 2 metros en la isla Vilingili. Por ello se dice que en poco más de 50 años el océano podría cubrir totalmente estas islas.

Imágenes cortesía de Nattu, Matthew Rutledge y travelbagltd.