El municipio de Tequila, México: agave, destilerías y tradición

· 26 junio, 2013

El municipio de Tequila ha pasado a popularizar su nombre internacionalmente por la famosa bebida alcohólica que tuvo su origen aquí, en estos campos del estado mexicano de Jalisco. El poblado guarda un enorme encanto, con edificios coloniales y festividades propias, los cuales compiten con la atracción que representan las visitas a los campos sembrados de agave y las destilarías, de donde salen tequilas con nombres de marca de mucha tradición. En esta oportunidad, vamos a recorrer la historia y la industria del tequila que se experimenta, precisamente, en el municipio de Tequila.

Tequila pertenece al estado mexicano de Jalisco, en el que también se ubican las ciudades de Guadalajara y Puerto Vallarta. La geografía se este municipio es bastante quebrada, con algunos valles pequeños y varias montañas de pronunciada altura. El clima del lugar es subtropical semiárido.

Un poco de historia

El territorio que ocupa actualmente este municipio estuvo habitados por los nativos chichimecas y otomíes. Precisamente, el nombre tequila es una palabra de origen náhuatl, y se puede traducir como “lugar de tributos”. La pequeña ciudad, fundada con el nombre de Santiago de Tequila, fue establecida en 1530 por monjes franciscanos. Fue a inicios del siglo XVII, según la tradición, que Pedro Sánchez de Tagle empezó a destilar la planta de agave para la fabricación del llamado vino mezcal. Anterior a esa fecha, los nativos solían consumir  otro tipo de bebida obtenida del agave, pero sin el proceso de destilación.

Lo que sí está documentado es que durante el siglo XVII la producción del vino mezcal se había extendido ampliamente en la región, pues desde inicios del siglo XVIII las autoridades del lugar dejan claro su esfuerzo por controlar la comercialización de la bebida. En 1758, José Antonio de Cuervo obtiene una propiedad de tierra en el lugar, y en 1795 José María Guadalupe de Cuervo logra la licencia para empezar a producir el vino mezcal, empezando la producción de la marca que hoy, bajo el nombre José Cuervo, funciona como el tequila número uno en ventas en el mundo.

Entre el siglo XIX e inicios del siglo XX, ya liberada la producción y comercialización del tequila, el producto desarrolla la economía del municipio y alcanza fama internacional. En 2006, las zonas productoras de tequila fueron incluidas en la Lista del Patrimonio Mundial de la Humanidad de la Unesco.

Quinta Sauza y Museo Nacional del Tequila

Dos instituciones que el turista puede visitar para apreciar mejor el legado histórico de la producción del tequila en este pueblo son la Quinta Sauza y el Museo Nacional del Tequila. La Quinta Sauza se ubica al oeste del poblado, y cuenta con una elegante arquitectura, jardines, bellas artesanías, esculturas y una capilla. Es un buen escenario que muestra la evolución en el proceso de la fabricación del tequila.

Por su parte, el Museo Nacional del Tequila se ubica en un edificio señorial construido a finales del siglo XIX, en el centro de la ciudad. El museo fue inaugurado en el año 2000 y tiene cinco salas de exposiciones permanentes que muestras la historia y la cultura que se ha desarrollado con el agave y el tequila, empezando desde antes de que la bebida fueran destilada, con el uso que los nativos le daban a la planta de agave.

tequila2

Visitar el municipio de Tequila es una experiencia enriquecedora, no sólo para los interesados en conocer más sobre la popular bebida, sino también para comprender mejor el desarrollo de muchas comunidades mexicanas con una historia similar a la de Tequila.

Imágenes cortesía de Guanatos Gwyn y nathangibbs, en ese orden.