El indescifrable encanto de Belice

· 30 junio, 2014

Belice es un país centroamericano que marca la diferencia en ese continente. Se trata de una monarquía constitucional parlamentaria, en donde se habla inglés y español, y se vive al estilo tropical. Tiene fronteras con México, Guatemala y el Océano Atlántico. Es además una bella nación verde, en donde la naturaleza es protagonista.

El país tiene además un clima espectacular. La mayor parte del año cuenta con tiempo soleado y seco, ambientado por las brisas del Caribe. Es también un punto de encuentro de culturas y costumbres. Su particular historia, en la que fueron protagonistas los pueblos precolombinos, los españoles y los ingleses, hace de Belice un país único.

El encanto de Belice

En Belice está la huella de todas las culturas que lo han habitado. Prueba de ello son las espectaculares ruinas de la Cultura Maya, que hay en el país. La más antigua de ellas es “Cuello”, ubicada en Orange Walk. Pero el sitio arqueológico más importante es, sin duda, Altun Ha, que contiene vestigios de un sitio sagrado. Otras ruinas interesantes son las de Xunantunich, Lubaantun y Lamani.

El encanto de Belice es especialmente llamativo para los amantes del ecoturismo. Es un lugar perfecto para tener un encuentro profundo con la naturaleza. Cuenta con bosques tropicales, playas de ensueño, arrecifes, cavernas, senderos naturales y ríos de gran valor.

Casi la mitad del país está cubierta por selva tropical. La mayoría de este territorio se encuentra bajo la protección del gobierno y tiene muchos parajes que incluso no han sido explorados. Allí habita una fauna impresionante, dentro de la que se destacan los pumas, jaguares, ocelotes, cocodrilos, armadillos y tapires.

En Toledo, al sur de Belice, hay maravillosos lugares para el turismo de aventura. Lo habitan más de 2 mil especies de plantas y un número indeterminado de animales. Prima una selva tupida en donde se estima que pueden estar escondidas gran cantidad de ruinas mayas. El sitio es excelente para el avistamiento de aves y también para dar un tranquilo paseo en canoa o practicar la pesca.

Las maravillosas selvas de Belice
Las maravillosas selvas de Belice

Otros grandes atractivos de Belice

La zona costera de Belice ocupa más de 386 kilómetros y cuenta con infinidad de playas. También tiene poco más de 200 islotes o cayos, en el Mar Caribe. Las aguas son pacíficas en la mayoría de estas playas, lo que permite practicar deportes náuticos, o simplemente descansar disfrutando de las suaves olas que acarician la arena.

Belice tiene un arrecife de 185 millas de extensión, el más grande de todo el hemisferio. Entre el arrecife y la tierra firme están los islotes, la mayoría de los cuales permanece deshabitados. Aun así, es el hogar de varias especies de aves y tortugas. La zona es ideal para hacer prácticas de buceo, snorkel, canotaje, navegación, pesca o para pasear en kayak.

Los islotes habitados más importantes son San Pedro, Caye Caulker, Glover’s Reef, Tobacco Caye, South Water Caye y Lighthouse Reef Atoll. Todos ellos ofrecen una abundante vida submarina. Además presentan aguas tibias y azules, muy propicias para nadar o bucear. La infraestructura hotelera es óptima y por eso un viaje a Belice puede ser la realización de ese sueño caribeño que todos hemos tenido alguna vez.

Imágenes cortesía de Serge Melki y Laika ac.