Una Joya perdida: La isla de Barbados

· 29 julio, 2013

Barbados, es una isla perdida (pero no olvidada),  ubicada en la parte este del mar caribe. Antigua colonia británica, es accesible únicamente por el aeropuerto internacional “Grantley Adams”.

Con un clima tropical los 365 días del año, es un destino turístico poco conocido en el caribe.

La Isla de Barbados es parte de las Antillas menores, y está ubicada  en los límites del caribe. Prácticamente en el océano atlántico. Es un pequeño paraíso, que cuenta con una superficie total de 431 km², y con una población aproximada de 290,000 habitantes.  El idioma oficial es el inglés, y la principal actividad de la isla es el turismo.

La mejor forma llegar al isla es por avión. El Aeropuerto Internacional Grantley Adams (GAIA),  ubicado en Bridgetown la capital de la Isla, recibe diariamente vuelos internacionales de toda partes del mundo.

Podría pensarse que la isla sufre constantemente por los huracanes o tormentas, sin embargo esto no es cierto. Aproximadamente la isla es azotada por una tormenta fuerte cada tres años y un por un huracán cada 26 años.

La Belleza de la Isla de Barbados: Sus Playas.

Caminar por alguno de los 180 kilómetros playa de Barbados es un deleite para los sentidos. El solo tocar con los pies la suave y fina arena, de tonos que van desde los rosas coralinos hasta los blancos más claros. Una barrera de coral rodea todas las costas de Barbados, lo que resulta en un espectáculo; que se deja ver a través del agua cristalina de sus playas.

Las mejores playas están al suroeste de la isla. Aunque muchas de esta zona son propiedad de resorts,  y no estas abiertas al público en general, las playas de Payne´s Bay en el oeste y Sandy Beach en el sur son de libre acceso, y son seguras para nadar y practicar deportes acuáticos.

Por otro lado, tenemos las playas del lado este, que están reservadas para los surfistas, debido a que el oleaje es fuerte y constante. La Ciudad de Batsheba, es la capital del surf en Barbados. Para los buceadores están las playas del sur, en Saint Lawrence Gap, donde hay diariamente salidas de buceo a la barrera de coral y cursos en distintos idiomas.

Finalmente, puedes acabar tu día en la Isla de Barbados visitando las numerosas tiendas libres de impuestos, luego ira descansar  a unos de los distintos hoteles cinco estrellas, y disfrutar de una cena hecha con la pesca del día.