La ciudad de Ámsterdam y sus maravillosos canales

· 11 septiembre, 2013

La ciudad de Ámsterdam es fantástica, portentosa y llena de magia; es un sitio que se encarga de combinar sus canales y puentes con la arquitectura del siglo XVI y XVII. Uno de sus principales atractivos, sin duda alguna, es la posibilidad de contemplar las obras de famosos pintores como Rembrandt y Van Gogh, entre otros.

Además, yendo a los principales Museos de Ámsterdam o caminando libremente por la ciudad, podemos apreciar los finos trazos de historia de una ciudad romántica, maravillosa y, sobretodo, hermosa.

Esta ciudad también cuenta con una gran variedad de esculturas y monumentos que se encargan de transportar a todos los turistas a otra época; inclusive si se da un recorrido por sus maravillosos canales se aprecia de forma más notoria lo diferente que es esta ciudad de todas las demás.

Los canales en Ámsterdam

Sin ninguna duda lo que más caracteriza a esta ciudad son sus canales y el complejo y fantástico sistema fluvial, llegando a ser —en términos históricos— mayor que el de Venecia.

El sistema de canales en Ámsterdam tiene una longitud mayor a los 70 kilómetros, por lo cual se termina por dar origen a más de mil puentes. Vale clarar que en estos canales viven miles de familias en espectaculares casas flotantes.

Grachtengordel es el nombre que se le da al anillo de los tres canales más importantes de toda Ámsterdam. Se diseñó en el siglo XVII con el objetivo de soportar el gran aumento que tenía la población en ese entonces.

Los tres canales que se encargan de componerlo se llaman (de mayor a menor): Prinsengracht, Keizersgratch y Herengracht. El canal que más llama la atención de todos ellos es Herengracht, el cual es el menor de todos; a sus orillas pueden hallarse algunas de las mansiones y casas más hermosas de toda la ciudad.

De igual forma, lo que se le recomienda siempre a los turistas es darle un vistazo a Ámsterdam desde el agua, ya que desde allí se obtiene un punto de vista mucho más fabuloso de la ciudad. La ventaja es que suelen encontrarse diferentes compañías que se encargan de realizar estos “cruceros” por los canales y su precio es realmente económico.

Sus casas flotantes…

Casas flotantes en Amsterdam

Otro factor que caracteriza rotundamente a Ámsterdam además de los ya mencionados canales—, son sus sorprendentes casas flotantes. En la actualidad hay más de 2.500 hogares ubicados en los canales de la ciudad.

Esta idea surgió tras la Segunda Guerra Mundial como consecuencia directa de la escasez de los hogares. Asimismo, una de las cosas que más contribuyó a este hecho fue básicamente la modernización de la flota holandesa, por lo cual muchos de los barcos de carga terminaron disponibles para usarse como vivienda. Lo curioso de todo esto es que, en primera instancia, sus habitantes en un inicio fueron principalmente los hippies.

En la actualidad los canales de Ámsterdam se encuentran bastante saturados, por lo cual no existe la más mínima posibilidad de comprar un barco e instalarse en ellos, la única opción será comprar uno que ya se encuentre adaptado.

Imágenes cortesía de angheloflores & Christoph Wurst.